publicidad
  28/03/2022

Pure Storage, en la línea del ecuador

Seis años después de su salida a bolsa, Pure Storage ha duplicado su capitalización bursátil, cruzando los 10.000 millones de dólares. Un caso raro en un mercado, el almacenamiento, que algunos creen ´antiguo` pero que continuamente genera empresas jóvenes. Esta trayectoria se condensa en que la compañía ha cerrado el pasado trimestre con beneficio neto. En los últimos doce meses, el crecimiento de ingresos ha sido del 29% (2.180 millones) avalado por un incremento del 37% en el apartado de suscripciones (738 millones), una tercera parte de aquéllas. Otro hito del período: ha superado los 10.000 clientes. Sin embargo, en la presentación de resultados se habló sobre todo de un cliente, Meta.

Charlie Giancarlo

publicidad

Para situar al lector: según el pronóstico de la compañía, en este año fiscal 2023, iniciado en febrero, la facturación total rondará los 2.600 millones de dólares, lo que equivale aproximadamente a un 20% de crecimiento. Sólo en el primer trimestre, se esperan 520 millones (un 26% de incremento).

El mayor éxito del año pasado para Pure Storage ha sido el contrato firmado con Meta (cuando todavía se llamaba Facebook) que puede entenderse como una vía de acceso a otros proveedores de servicios cloud, los llamados hyperscalers. Ante las pertinaces preguntas de los analistas, Charlie Giancarlo, CEO de la compañía, aclaró que Facebook ha sido cliente de Pure Storage durante cinco años, merced a las ventajas que sus sistemas de almacenamiento FlashBlade ofrecen a sus iniciativas de inteligencia artificial.

El acuerdo reciente es diferente a los anteriores: responde a la necesidad del mismo cliente de escalar su apuesta por la supercomputación con un rendimiento máximo pero con limitaciones de espacio, consumo de energía y refrigeración, que no sería posible atender con el almacenamiento convencional en disco. De hecho, la tecnología flash de Pure Storage es la pieza maestra del data lake que Meta necesitará para su futuro superordenador RSC (Research Super Cluster) que, hasta nuevo aviso, será el más potente dedicado específicamente a la IA.

Con este superordenador, anunciado por Meta en enero, los investigadores van a construir modelos de aprendizaje con billones de ejemplos que podrán ejecutarse en varios cientos de idiomas y desarrollarán herramientas de realidad aumentada que, en buena medida, tendrán como misión el súbitamente célebre metaverso. Al respecto, el CTO de Pure Storage, Rob Lee, presume de que el acuerdo valida la tecnología de su empleador, dados el rendimiento y la capacidad de datos requeridos: tendrá capacidad para entrenar modelos que aportan una escala equivalente a 36.000 años de vídeo de alta calidad.  Por otro lado, es la transición concluyente del almacenamiento en disco a la tecnología flash.

A diferencia de lo que sucedía cuando los AWS o Azure de turno recurrían a su propio hardware o al de marca blanca de diversos OEM para cubrir sus necesidades de almacenamiento, en esta transición ha cambiado la dinámica de los costes. Extendiéndose sobre este particular, Giancarlo comparó la elección de Pure Storage con el camino paralelo que ha seguido Arista, fortalecida por los encargos de software de red de Azure y otros proveedores cloud.

No es que los hyperscalers sean ajenos a la estrategia de Pure Storage. Hasta ahora, esta podía presumir de que sus sistemas de almacenamiento eran utilizados por Microsoft para ejecutar determinadas aplicaciones de su nube Azure, pero sin la ambición del acuerdo con Meta. Según se explicó durante la conferencia con analistas, la compañía lleva tiempo suministrándole equipos de almacenamiento para aplicaciones de IA. Con la diferencia de que FlashArray//C ha mejorado mucho el precio para un rendimiento muy superior.

Abierta la conversación, el interrogante de los analistas era obvio: ¿habrá otros acuerdos como el firmado con Meta? La respuesta de Giancarlo no era menos obvia: “estamos poniendo todos los esfuerzos para que así sea”;  sólo admitió la existencia genérica de conversaciones. No será tarea sencilla, desde luego: cada proyecto de esta dimensión necesita una ingeniería propia y, en consecuencia, el diseño de un array para cada cliente, lo que lleva tiempo, incluso para una compañía que el año pasado dedicó a I+D el 27% de su facturación; 583 millones.

No había manera de cambiar de tema: los analistas habían encontrado una veta. El CFO de Pure Storage, Kevan Kreysler, trató de despejar dudas acerca de si el acuerdo con Meta tenía relación con la caída de márgenes evidenciada en los resultados. Según Kreysler, la explicación estaría en los problemas de suministro y de logística, tesis avalada por Giancarlo en otro momento de una animada conferencia.

Kreysler subrayó las ventajas que trae consigo una arquitectura integrada de hardware y software, declarando su confianza en que los márgenes se aproximarán al 70% una vez se superen los problemas de escasez de componentes. Sin embargo, la cuestión de fondo era la continuidad: Krysler respondió que la irregularidad es una característica de este mercado y destacó que la arquitectura integrada de hardware y software propia de Pure Storage es una ventaja que vale para todos los clientes, no sólo para uno o más hyperscalers.

Giancarlo acudió al quite para afirmar que los clientes son conscientes del rechazo a la complejidad [un argumento en el que todo el sector de las TI parece haberse puesto de acuerdo] y que la oferta de Pure Storage cumple sobradamente con ese reclamo: rendimiento, fiabilidad y una vida más larga, además de ocupar menos espacio y consumir menos energía en refrigeración. Desde una óptica más funcional, la experiencia es similar en modo cloud o en un centro de datos corporativo, pudiendo actualizarse sin interrupciones.

Un ejemplo de esta cualidad sería el nuevo FlashArray//XL, con un diseño completamente nuevo y construido desde cero con nuevos chasis y módulos que le permiten superar en hasta un 80% el rendimiento del FlashArray//X90 que data de mediados de 2018. Frente a los 3,3 PB de almacenamiento del que hasta ahora había sido buque insignia de su catálogo, el nuevo array alcanza los 5,78 PB, con una latencia  de sólo 150 microsegundos y un rendimiento de hasta 36 Gbps.

La línea FlashArray//X se dirigía a atender la demanda de cargas de trabajo empresariales y la FlashArray//C a otras más ligeras, mientras la nueva incorporación al catálogo brinda a esa misma clientela la oportunidad de construir sus propias infraestructuras híbridas, bajando la nube hasta las instalaciones de la empresa o de un proveedor de capacidad compartida como Equinix. De tal manera, Pure Storage da un paso más en la escalada de rendimiento y capacidad, mostrando – insistió Giancarlo – su solvencia en los entornos híbridos. Ya venía haciendo gala de ello con sus equipos FlashBlade, que almacenan los datos con conexión directa la nube de Micosoft, ofreciendo – dijo – un rendimiento mejor que si Azure se encargara de ello.

Merece la pena detenerse un momento en la visión que Pure Storage tiene del proceloso mundo de los contenedores. Valora a Kubernetes como mucho más que un orquestador de contenedores, por lo que considera que va a jugar un papel protagonista en el control de la infraestructura en contextos multicloud.

Mientras tanto, las ventas de Portworx – especialista en almacenamiento cloud basado Kubernetes que absorbió en septiembre de 2020 – van viento en popa: la mayor parte del negocio de Pure Storage en la nube pasan por esta adquisición. Esta cuenta ahora con el refuerzo de Portworx Data Services que, simplificando, viene a ser un modo de implementar servicios de datos con un solo clic. Según la compañía, estos servicios constituyen entre el 75% y el 80% de las implementaciones en las aplicaciones modernas.

La confianza que la compañía deposita en las capacidades de Portworx –– se puso de relieve en las palabras de Murli Thirumale, cofundador de esta y trasplantado a Pure Storage: “Kubernetes acabará por reemplazar la visión de OpenStack como capa de abstracción que permite administrar en cualquier infraestructura tanto el almacenamiento como el cómputo y las redes”.

No es ocioso recordar que hace ya casi tres años que Pure Storage y Amazon Web Services (AWS) colaboran en el ámbito de los contenedores. El enfoque que incorpora Portworx al almacenamiento nativo cloud consiste en ofrecer una solución integrada a los clientes de Amazon EKS (Elastic Kubernetes Service), tanto si se trata de almacenamiento persistente como de protección de datos y recuperación tras desastres, etcétera.

Por otro lado, una de las visiones estratégicas de Pure Storage es su foco en los datos más que en el almacenamiento. En este sentido, Evergreen juega un papel esencial al permitir que los clientes se concentren más en la calidad de sus datos que en administrar dónde y cómo se almacenan La arquitectura Evergreen forma parte de Pure-as-a-Service y facilita que los niveles de servicio o capacidad puedan regularse a voluntad sin riesgo de interrupciones.

Como colofón de una interesante presentación de resultados, Giancarlo se dijo convencido de que la amplitud del catálogo de productos, el impulso al negocio as-a-service y – remachó – la diversidad de su clientela, van a jugar en favor de Pure Storage en el actual escenario económico.


Contacto Suscríbete RSS


Sobre el autor. Copyright © 2022 El dominio norbertogallego.com es propiedad y está administrado por Diandro SL. B85905537. Creative Commons